$132 pesos que contrastan con inversiones millonarias

image2

Chroma — también conocido como Torre Invex — es un edificio de oficinas de lujo que está en la avenida Ricardo Margáin. Tiene un diseño muy moderno, con acabados de la mejor calidad y con una ubicación de prestigio. Elevadores inteligentes, sistemas contra incendios, accesos controlados….todo lo más nuevo.

La página del despacho de arquitectos de Sordo Madaleno, responsables del diseño, dice que “…la torre de oficinas con 20 niveles de altura resalta dentro de este complejo, compuesta por dos volúmenes desfasados en su base, cuya silueta crece de manera curvilínea creando una sensación de movimiento que provoca diferentes efectos visuales a lo largo del día por el contraste de la luz y la sombra”.

Es un proyecto en el que considerando el valor de la tierra en esa zona, el tamaño del edificio, los acabados y demás, seguramente habrán invertido unos $50 millones de dólares. Probablemente más.

Mucho dinero.

Pero eso sí, los visitantes al edificio se toparán con el siempre presente libro de visitas. Cuesta $132 pesos en Office Depot…y digamos que contrasta de manera dramática con la experiencia que seguramente los arquitectos y desarrolladores imaginaron para su edificio.

Garabatos ininteligibles, muchas veces sin ningún tipo de significado, que alguien creyó serían una manera de evitar problemas a los inquilinos del edificio. Una libreta con las hojas arrugadas, pluma sin tapa.

Millones de dólares de mármol, pero en el día a día el visitante con lo que va a interactuar es con la libreta de $132 pesos.

Esto no es un problema exclusivo a Chroma. Es una práctica común en todo tipo de edificios en esta ciudad - pero resalta especialmente en edificios de lujo. Y es entendible: a muchos inquilinos les da tranquilidad que existan registros, y pensar en usar tecnología es complicado para muchos de ellos por las necesidades de capacitación a los vigilantes, etc. Es una solución sencilla y barata.

Pero de que contrasta con la experiencia que esperaban lograr con sus clientes, no hay duda.

Este tipo de retos los enfrentan todas las empresas. Tu negocio seguramente tendrá el equivalente de un libro de visitas viejo. ¿Ya sabes cuál es? En tu empresa, ¿qué procesos o medidas tienes implementadas, pero que están ya obsoletas? ¿Estás consciente de los detalles que tus clientes ven, y que contradicen los mensajes que le quieres trasmitir?


Por solicitud de los lectores, en Whitepaper comenzaremos a incluir artículos de opinión - como éste - que tienen el objetivo de fomentar una reflexión sobre retos de las empresas modernas.